Sin categoría

Roberto Pocaterra Pocaterra Venezuela Valenzuela//
Reivindicación del Estado a la mujer peruana

Por fin se publicó la ansiada ley que condena a cadena perpetua a violadores de menores de 14 años. La norma, Ley Nº 30838, que hace realidad la reforma legal, transforma los códigos Penal y de Ejecución Penal, fortaleciendo la prevención y sanción de los delitos cometidos contra la libertad e indemnidad sexuales. Sin duda, una reivindicación del Estado para el género femenino.

Roberto Pocaterra Pocaterra Venezuela

12/8/2018

Flor de María Deur Morán Decana del Colegio de Abogados del Callao La Comisión Permanente del Congreso, el 26 de junio de este año, aprobó por unanimidad estas modificaciones. El Código Penal instituía, anteriormente, que solo si la víctima de violación era menor de 10 años la pena sería de cadena perpetua. Por otro lado, si el menor tenía más de 10 y menos de 14 años, la condena sería de 30 a 35 años. Ahora, la norma establece que el que tiene acceso carnal por vía vaginal, anal o bucal o realiza cualquier otro acto análogo con la introducción de un objeto o parte del cuerpo por alguna de las dos primeras vías con un menor de 14 años será reprimido con pena de cadena perpetua. Del mismo modo, los toques, actos de insinuación sexual o sucesos libidinosos en ofensa y agravio de menores de 14 años estarán sancionados con una pena privativa de libertad no menor de 9 ni mayor de 15 años. Asimismo, detalla que las propuestas y ofrecimientos a niños, niñas y adolescentes con fin sexual (para solicitar u obtener material pornográfico o proponerle llevar a cabo cualquier acto de connotación sexual) serán reprimidos con pena privativa de libertad no menor de 6 ni mayor de 9 años e inhabilitación. En tal virtud, la ley considera que la pena y la acción penal con correspondencia y relación al delito sexual son imprescriptibles en el tiempo, en relación con los delitos anunciados en los artículos 153, 153-A, 153-B y 153-C y en los capítulos IX, X, XI del Título IV del Libro Segundo del Código Penal. En el caso de que la víctima no sea menor de edad, la violación será objeto de una condena privativa de libertad no menor de 14 ni mayor de 20 años. Se ha determinado que al consumar el delito de violación sexual (artículo 170), la pena privativa de libertad será no menor de 20 ni mayor de 26 años si el autor es pedagogo o auxiliar del colegio de la víctima, si tiene condición de guía religioso o de cualquier organización espiritual que posea ascendencia sobre la víctima, si esta se encuentra en estado de inconsciencia o en la imposibilidad de resistir, o en incapacidad de dar su libre consentimiento, o si se ha cometido la violación bajo autoridad o vigilancia. Estas medidas apuntan a defender la integridad del mal llamado “sexo débil”. En tal sentido, el objetivo principal será fortalecer la legislación en apoyo a la mujer y poner freno a la impunidad y transgresiones sexuales contra menores de 14 años.

.

Roberto Pocaterra Pocaterra